Desarrolla tu propia personalidad Parte 2

Compártelo
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Estructura de la Personalidad –Parte 2–

Continuando con el artículo anterior, sobre la Estructura de la Personalidad, nos corresponde ver ahora por qué nuestra sociedad se encuentra tan desequilibrada y enferma.

Pues bien, sabemos que no somos seres que debamos vivir aislados, porque fuimos creados para coexistir en convivencia con toda la creación, y en especial con los demás seres humanos.

De ahí la importancia de desarrollar una Sana Autoestima, ya que si la persona no se conoce, no se respeta, no se valora, no sabe llevar a cabo una autocrítica-evaluación. Por tanto, no se acepta y no puede respetar y valorar toda la creación y en especial a su prójimo, y al buscar la aceptación de los demás, se ve involucrada en relaciones destructivas, en primer lugar una autodestrucción, y en segundo lugar destruyendo todo a su alrededor, llámese naturaleza, relaciones familiares, de amistad, laboral, de noviazgo, o matrimonio al hacerse dependiente o codependiente.

¿Y por qué?, te preguntarás. Pues bien, hoy día vemos cómo los adolescentes o más aún, desde la pubertad, se encuentra exacerbada la sexualidad, entendiéndose como la afectividad-emocional, dado que esta se encuentra en el cerebro. La persona al no cubrir adecuadamente su afectividad con sus padres –dado que es una necesidad vital–, el cerebro busca un reemplazo y puede derivar hacia el alcohol, droga, promiscuidad, comida compulsiva, juego, tabaco, relaciones destructivas y por ello, estamos viviendo en una sociedad muy lastimada.

Desde su origen en principio, la esencia de todo ser humano es DIOS y la persona no puede concebirlo si tiene un padre o madre alcohólico, o es abandonado(a) ya sea por el padre, la madre o ambos debido al trabajo y se reemplaza por un televisor o una computadora. De ahí que un adolescente no puede creer en DIOS, porque no tiene un modelo en su padre o madre, que le muestren el AMOR de DIOS.

En segundo lugar, psicológicamente hablando, la persona no adquiere ningún tipo de seguridad y por lo cual todo el tiempo vive con miedo, o mejor dicho se puede decir que sobrevive y por ello, vienen las patologías que hoy día cada vez se extienden más hacia todas las personas, porque no importa qué nivel económico o intelectual tenga la persona, todos los seres humanos necesitamos tener cubierta esta seguridad afectiva-emocional, que no se compra con ningún dinero, ni títulos, ni posesiones y por ello es necesario pedir ayuda.

Y es que la ciencia no se pelea con la fe, ya que DIOS al ser el OMNICENTE, nos participa a los seres humanos la ciencia para ayudarnos unos a otros, como dice la Encíclica de San Juan Pablo II, Fides Et Ratzio (Fe y Razón):

“La persona humana se apega a todo, por no cubrir adecuadamente su afectividad-emocional. Si la persona no hace conciencia de lo anterior, no podrá tener un encuentro personal con Nuestro Señor Jesús, que es el Psicólogo por excelencia, ya que ÉL sana a la persona en su espíritu, alma-psique y cuerpo”. (1ª. Tesalonicenses 5,23)

Así también el Papa Francisco, habiendo sido profesor de Psicología, nos explica claramente todo lo anterior. Y sólo de esa forma la persona puede desapegarse de las cosas del mundo (Lc.10,21): “vende todo lo que tienes y reparte entre los pobres, y tendrás un tesoro en el cielo. Después ven y sígueme”.

Es la única manera de seguir a NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO.


Psic. Tanatologa Rocío de la Trinidad González O.

Taller Integral de Formación Humana & Espiritual

Talleres que se imparten:

Sana Autoestima (Estructura De La Personalidad).

Inteligencia Emocional.

Cerrando Círculos (Tanatología).

Proyecto de Vida.
Compártelo
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *